El alcalde de Málaga y presidente del Foro para la Paz en el Mediterráneo, Francisco de la Torre, recibe la Medalla Pushkin de Rusia por el vínculo cultural del Museo Ruso de Tabacalera

El presidente Vladimir Putin ha entregado la distinción al alcalde este domingo con motivo del Día de la Unidad Popular de la Federación Rusa

Por Jesús Hinojosa, domingo 4 de noviembre de 2018, a las 16:25

Málaga ha estado presente este domingo en el Kremlin de Moscú, dentro de la celebración el Día de la Unidad Popular de la Federación Rusa. El alcalde, Francisco de la Torre, ha recibido de manos del presidente ruso, Vladimir Putin, la Medalla Pushkin para reconocer el vínculo cultural entre Rusia y España que ha supuesto el Museo Ruso de San Petersburgo que abrió sus puertas en marzo de 2015 en las instalaciones de la antigua Tabacalera.

De la Torre ha destacado en su discurso de agradecimiento por la distinción recibida que el museo de arte ruso de Málaga supone desde hace tres años «un hogar en la orilla del Mediterráneo» para la cultura rusa y «un foco desde el que irradia gracias a su ubicación privilegiada entre el norte de África y el sur de Europa».

«El museo ha permitido descubrir para unos, y corroborar para otros, cómo la creación artística rusa es una de las más apasionantes y perfectas, cómo el alma de un pueblo ilustre y abnegado se manifiesta, con vibrante pasión y perfectos resultados, a través de las obras de los creadores que son sus hijos», ha afirmado el alcalde, quien ha recordado especialmente el papel del embajador de la Federación Rusa en España, Yuri Korchaguin, en la iniciativa para abrir el Museo Ruso de Málaga.

«Ya en el siglo XVIII, Catalina la Grande fue una gran admiradora del tradicional y dulce vino de Málaga, que solía tomar con pasteles rusos, y llegó a eximir de aranceles durante un año a todos los que entraran en su imperio», ha recordado De la Torre, quien ha recibido el galardón en nombre de la ciudad como «un nuevo estímulo para seguir escribiendo no sólo la historia de dos ciudades que colaboran, sino la de dos grandes naciones que comprenden, con igual fortaleza, que la cultura compartida es la fuente de la que emana toda convivencia, toda paz, todo futuro».

04.11.2018. Diario Sur